17 dic. 2009

Navidades de oscuridad


¡Por fin jueves! dicen algunos... ¡Por fin jueves! pienso para mis adentros... Ya es jueves.

Lo que parecía un día tranquilo se transforma en una autentica locura que aun no se ni como ni cuando voy a sacar tiempo para hacer las cosas.

Para los que no lo sepáis, me escapo el finde a Santander bien acompañado. Reencuentro de grandes ilustres. Lo que parecía tan lejano, apenas restan unas horas para concretarse.

Las bajas en el curro hacen estragos y de nuevo he de echarme a mis espaldas las tareas de todos... (una vez más y ya van...)

Mientras tanto tengo tantas cosas en la cabeza que se me olvida lo esencial. Nada mas volver de mi finde, será Navidad...

Por tercer año consecutivo se me hace rara la situación. Ya sabéis que yo vivo un mes por delante, mi trabajo me obliga a ello y en estos momentos ya empiezo a pensar como si fuera enero. Pero claro diréis, no hay enero sin Navidad previa. Efectivamente, las luces de las calles, la poca nieve que ha caído debería despertar en mi ese sentimiento, pero no es así.

Incluso la nochevieja, para mi la noche mas corta del año, no termino de concebirla. Planes, no planes, falta mucho o poco, todo es raro.

Hasta hace tres años era el acontecimiento mas importante de estas épocas. Pensabas que te ibas a poner, como te ibas a planificar, con quien quedarías primero, donde tomarías los churros, ect...

Ahora ya no... Debería encantarme la Navidad, debería salir a respirar el aroma de las castañas asadas y contemplar las luces navideñas con asombro pero es complicado.

Nos vamos haciendo mayores y cada vez nos fijamos menos. Quiero volver a ser un niño, quiero disfrutar de lo que era la mejor época del año junto con las vacaciones de verano. Quiero pasear y hacer putadas con los sprais de nieve y las bombas fétidas. Dormir nervioso porque vienen los reyes (aunque de antemano ya supieses que traen ya que siempre escondían todo en el mismo armario y ya te ocupabas tu de supervisar año tras año de que estuviese bien).

Ver a toda la familia con ilusión y juntarnos en las interminables cenas de Navidad, en las que ninguna había decepción, siempre la montaba el mismo... ¡hehehehe!

Como ya os digo, en breves será Navidad y no estoy preparado.

Sinceramente creo que faltan niños en mi vida. Ya que no soy capaz de ilusionarme por mi mismo ni de pararme a ver las cosas , creo que la presencia de niños haría que me ilusionase por ellos y que diese a estas fechas la intensidad que se merece... ( y esto si que es una indirecta Gonso que ya huele...)

6 comentarios:

Evenstar dijo...

Yo también quiero un bebé... Lo que pasa es que luego salen muy caros y no sé si compensa la ilusión de la navidad ;)

Maka dijo...

Osea que te vas hoy para el norte nop?
Pues te iba a decir que si te venias hoy a Madrid loco a celebrar la nochevieja Universitaria en Sol...

JITOX dijo...

Sip me voi pal norte...

De todas formas el domingo hablamos para preparar la tarde de nochebuena... hehehe creo que el karafacker le abren para ese dia...

Encajera??? dijo...

Si quieres a mí no me importaría llevarte a ver Cortylandia. ¡Feliz Navidad! ¡Te esperamos!

Clivia dijo...

Es que no hay manera, a todos os pasa lo mismo, en cuanto dejáis la mano de mamá perdéis las buenas costumbres, visita de belenes, paseito por la Plaza Mayor, churritos, bocata de calamares, lucecitas, cabalgata.........etc, etc.

Nur dijo...

Aprovecha el viaje y ya que vas bien acompañado puedes hacer un encarguito x el camino y ya tienes en que ilusionarte...unos paisajes,unos besitos,unas caricias y a la mierda la desidia y la desilusión!jajaja!disfruta y pasalo bien!!!!Muacks!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...